En la Huacachina : arenas y adrenalina (Final de viaje)

jueves, 24 de julio de 2014




Faltaban pocos días para que el mundo se acabase así que queríamos aprovechar al máximo el tiempo que le quedaba. El día que llegamos a la HUACACHINA había mucho viento, algo inusual según nos dijeron: una especie de lluvia de arena se levantaba constantemente y caía taladrándote la piel, techos de latón de algunas casas se habían alzado, carteles en las calles habían sido barridos varios metros: “Todo esto debe ser por eso que han dicho los mayas de que se acaba el mundo”, nos dijo seria y algo asustada la recepcionista del hotel en el que nos hospedamos. 


Ésta iba a ser nuestra última parada en esta ruta que había cruzado parte del sur peruano. Los contrastes habían sido inmensos: desde los más de 4000 mil metros de altitud de PUNO, en donde empezó el viaje, habíamos descendido, lentamente, a los pocos metros sobre el nivel del mar en el que se encuentran las arenas que circundan la famosa laguna de la Huacachina. 

LA HUACACHINA. ICA - PERU.

Como bien lo recuerda el improbable lector de este blog, habíamos estado en NAZCA (ver ENTRADA ANTERIOR), conociendo parte de sus misteriosos encantos y sofocándonos de calor en sus calles; y como irnos directamente desde allí hasta Lima de un tirón nos daba algo de pereza (8 horas de viaje) pensamos en una parada que estuviera a mitad de camino y donde poder relajarnos antes de llegar a la capital peruana. ICA era la respuesta natural pero como se nos antojaba una ciudad demasiado bulliciosa y caótica pensamos huir de todo eso de lo que con seguridad íbamos a tener en generosas raciones en Lima, y entonces escogimos la Huacachina como refugio. 

LA HUACACHINA. ICA - PERU.
LA HUACACHINA. ICA - PERU.
Ya habíamos estado anteriormente aquí. No hay mochilero que al visitar el Perú no pase por este oasis, ni tampoco limeño interesado en viajar que no haya venido a este lugar siendo como es que no está muy lejos de Lima. Pero esta vez no veníamos tanto a relajarnos sino sobre todo a sentir un poco de adrenalina puesto que queríamos subirnos en unos de esos mostrencos llamados tubulares y que te pasean por el desierto a una velocidad de vértigo, y luego tirarnos por uno de los abismos de arena por el que el turista, bien aferrado a una tabla, se despeña tan contento que por momentos parece más embelesado que un niño con juguete nuevo. Al menos esto es lo que le pasó a este escriba. 


Sí, la Huacachina es un sitio muy visitado, en épocas de temporada alta (verano y también en feriados nacionales) debe estar repleto de gente, hay poco por conocer o hacer, más allá de tomarse una buena copa mirando el atardecer o simplemente estar tirado a la bartola en la piscina de tu hotel, pero “tiene su algo”, sobre todo porque es un lugar atípico en Perú lugar en el que hay mucho desierto pero pocos oasis, o al menos pocos (o ninguno) con la infraestructura con la que aquí se cuenta para recibir al visitante.

LA HUACACHINA. ICA - PERU.
LA HUACACHINA. ICA - PERU.

Es encantador ver este lugar desde lo alto: las mansas (aunque no sé si tanto pues se habla de algún que otro ahogado) y oscuras aguas de la laguna rodeada de un puñado de casas y hoteles, que a su vez están rodeadas de elevadas dunas de arena que al atardecer varían de su color algo pálido a un dorado cálido. 


En el mismo hotel en el que nos quedamos (ver DATOS ÚTILES abajo) contratamos el tour en el que se nos llevaría en un paseo con uno de los buggy que, como ya he dicho, surcan en constantes subidas y bajadas el desierto. Así que en la tarde, y con bastante impuntualidad, llegaron las bestias mecánicas haciendo retumbar sus motores: aviso de que empezaba la aventura.


OK. Arrancamos, pero apenas salidos del hotel empieza la primera parada: en fila los tubulares esperan porque todos los pasajeros deben pagar un “boleto de salida”, es decir de entrada a las dunas. ¿Por qué no incluyen este ticket en el pago que se hace por el tour? Y si les da pereza cobrarlo, ¿por qué no te avisan de que tendrás que pagar este ticket de “salida”, o sea de entrada? Y es que como uno sabe que en el tubular lo último que hará es estar estático no lleva la cartera o billetera por miedo a que se te caiga en medio del desierto. Y así lleves dinero, es posible que no tengas calderilla o sencillo (como decimos en Perú) por que el boleto cuesta 3.65 soles (el 2012), ¿no podía ser mejor 4 y así evitar rebuscar unas monedas pequeñas que apenas sí se encuentran? Grrrr… 

LA HUACACHINA. ICA - PERU.


Nazca: genio y misterio en el desierto

viernes, 18 de julio de 2014



 El viaje desde Arequipa a Nazca es largo, muy largo. El bus cruza una zona eriaza y monótona que de vez en cuando se vuelve interesante: cuando se ven, como milagrosos oasis emergiendo de la nada, esos vallecitos formados por ríos que, bajando estrepitosamente de las sierras, desaguan en las playas de la costa arequipeña: esto da solaz a la vista que olvida la repetición inacabable del erial rocoso y polvoriento y se llena del verdor de los campos de olivos y chacras que crecen tan cerca el mar que parece que la espuma es capaz de lamerlos.
Nuestro viaje por el sur del Perú llegaba a su fin. Nos íbamos a nuestro último destino: el departamento de ICA, donde visitaríamos la HUACACHINA y la siempre misteriosa NAZCA, ciudad que aparece como un prodigio inesperado en medio del inacabable desierto en el que en otros tiempos hombres y mujeres de unas sociedades irrepetibles se dieron maña para dominar la rudeza de la vida en semejantes espacios, y hasta se animaron a dejar constancia de su paso por estos lugares imprimiendo en la reseca superficie unos inmensos dibujos (muy amenazados ahora) cuyo significado o simbolismo todavía se presta a muchas interpretaciones: desde las más serias hasta las más estúpidas.


 Llegamos por la tarde a Nazca. Un taxi nos llevó desde la terminal hasta la plaza y el seco bochorno del ambiente nos obligó a guarecernos a la sombra de uno de los árboles del lugar. Una ciudad comercial, vivaz, sin nada llamativo arquitectónicamente hablando: sus encantos están afuera, extendidos en medio del desierto. Y habíamos venido a verlos.

Plaza de Nazca. Foto de http://www.tusviajesfavoritos.com/
 Muy cerca de la plaza hay varios hoteles. Nos hospedamos en uno (ver DATOS UTILES abajo) y salimos a callejear un poco. Estábamos algo cansados para ir por nuestra cuenta a los lugares interesantes que se ubican en los alrededores de Nazca por lo que nos pareció una buena idea contratar los servicios de una agencia que nos facilitara la vida y nos permitiera simplemente relajarnos este día. El sol costeño seguía apretando con sus calores indomables por lo que decidimos esperar el frescor de la noche para salir a andar de nuevo.


Con las primeras sombras volvimos a la calle y luego de preguntar precios y ver qué ofrecían varias agencias decidimos contratar los servicios de NATIVO JOURNEY (ver DATOS UTILES abajo). Adrián, dueño de la agencia, nos atendió muy amablemente y quedamos en que al día siguiente pasaría a buscarnos por el hotel para llevarnos por la mañana a los acueductos de CANTAYOC, y por la tarde al cementerio de CHAUCHILLA. 


CANTALLOC


La cómoda combi en la que íbamos se abría paso entre las barriadas ubicadas en las afueras de la ciudad de Nazca. Poco a poco el cemento dejaba espacio a los campos y muy pronto todo obtuvo un cariz bucólico y sosegado. Adrián es un guía oficial muy bien informado, con conocimientos serios y que sabe explicar. Además es futbolista y nos contó sus hazañas en el campo de fútbol con sus equipos. El viaje no es muy largo pero costaría un poco llegar por tu cuenta porque los acueductos construidos hace cientos de años todavía están siendo utilizados por lo que están rodeados de chacras y casas. El guardián baja la cadena y nos acercamos. 


Aparece el primer acueducto al que se conoce como de tipo “zanjón” por ser alargado, como un canal. Sorprende su sinuosidad, sus paredes formadas ordenadamente por rocas perfectamente redondeadas: al fondo sigue corriendo, como lo hace desde que construyeron esta obra hidráulica allá por el V d.C., una corriente de agua cristalina. No puedo dejar de pensar en esa herencia que ha dejado la genialidad de los Nazca para sus descendientes: obras que permitiesen tener acceso a agua en medio de una de las zonas más desérticas del planeta en donde la vida simplemente parece imposible.

CANTALLOC. ICA - PERU.
CANTALLOC. ICA - PERU.

 Pero las más impresionantes son las que tienen forma de espiral y parecen una presunción de genialidad: es como si se hubiesen dado la mano arte y tecnología pero no, nada de eso, es funcionalidad pura. Esa forma permite la oxigenación, el fácil acceso a los canales para limpiarlos, y, además, protegen a esta obra de la erosión. Vistos desde arriba deben parecer ojos que miran atentamente al celeste del cielo, trincheras redondeadas, en fin, lo que puedas imaginar.

CANTALLOC. ICA - PERU.
CANTALLOC. ICA - PERU.
CANTALLOC. ICA - PERU.
Me contó Adrián que antes se solían hacer ofrendas como agradecimiento por la maravilla líquida que aparece en un lugar donde apenas si llueve, pero esas ceremonias cada vez son más escasas. Tradiciones que se pierden, lamentablemente. 

Colca secreto: caminando por Lari y Coporaque

martes, 8 de julio de 2014



Continuamos nuestras andanzas por el CAÑON DEL COLCA. Como ya hemos dicho en la entrada anterior queríamos, en este nuestro último día en esta maravillosa zona, explorar la margen derecha pues allí hay 4 pueblos (seguro hay más pero nombraré a los más importantes) a los que muy poco se visita, de allí que nos llamarán poderosamente la atención: MADRIGAL, LARI, ICHUPAMPA, y COPORAQUE. Al no estar dentro de los típicos tours ofrecidos (lo que no quiere decir que no haya tours hacia esa zona, de hecho algunos operadores locales ofrece caminatas, paseos a caballo o en bicicleta, mientras se visitan algunos atractivos turísticos) es obvio que llegar a ellos implica hacer cierto esfuerzo ya que los servicios de transporte u hotelería allí no abundan, pero con un poco de entusiasmo ya se sabe que se pueden lograr muchas cosas: de hecho nosotros al no encontrar transporte tuvimos que cruzar a pie el CAÑÓN DEL COLCA dos veces en un mismo día (¡!) para poder volver a CHIVAY, pero eso ya lo contaré más adelante.




Si el improbable lector recuerda ya habíamos tenido la oportunidad de andar un poco por la margen derecha del Colca. Estuvimos en YANQUE que es el único distrito o pueblo que se expande por ambas márgenes, pero esta vez queríamos abarcar más, ya no solo un pueblo sino todos los que se pudieran. Así que empezamos la aventura…


LARI


El pueblo que se encuentra al final de la margen derecha es MADRIGAL. Decidimos no llegar allí sino más bien hasta el pueblo anterior, es decir LARI, y la elección fue estupenda. 


Pones pie en la misma plaza de Lari y es inevitable que tus ojos no se vean atrapados por el magnetismo de la preciosa e inmensa iglesia de la Purisima Concepcion. Debe ser el más espectacular que hemos visto en el valle (no por algo le llaman LA CATEDRAL DEL COLCA), y eso es decir bastante en una zona plagada de bellas iglesias.

LARI. AREQUIPA-PERU.

Pero vamos despacio. La plaza de Lari es grande, limpia, ordenada, sin ningún armatoste de metal o ladrillo en el medio que altere su encanto. En los jardines del lugar pastan llamas, cosa que me pareció curiosa siendo como soy un paranoico urbanita acostumbrado a ver en los parques solo perros… y algún borrachín dormilón.

LARI. AREQUIPA-PERU.
Tranquilidad absoluta es el que se siente en este pueblo cuyo silencio solo se interrumpe por el motor del bus que nos trajo. Vimos a varios pobladores, vestidos con una especie de uniforme de la Cooperación española, haciendo trabajos de cuidados en la plaza y en los jardines de la iglesia: ¡quienes mejor que ellos para cuidar lo suyo! Hay que recordar que ya habíamos visto en el pueblo de SIBAYO a gente del mismo lugar trabajando en la restauración de su templo, todo lo cual es una extraordinaria iniciativa.


Ahora sí. Vamos a la iglesia. Yo no había buscado nada de información de lo que se podía ver dentro por lo que la experiencia fue gratificante por haber encontrado allí bellezas inesperadas.

LARI. AREQUIPA-PERU.

La fachada tiene un llamativo nártex que enmarca la portada hermosamente adornada con pintura mural, flores en alto relieve, una filacteria en la cual hay una frase en latín, y varios monogramas cristianos. Las torres son bastante macizas y están ornamentadas con relieves de flores de lis.

IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.

Dentro la vista se regocija en lo que debe ser el interior más bello de todas la iglesias del Colca. Los colores pasteles, suaves, de cada una de las capillas y los murales; el arco del triunfo tan primorosamente adornado de dibujos de flores y plantas, y que antecede al altar principal (entre lo barroco y lo neoclásico) tallado en piedra; y unos refinados púlpitos que han sido muy bien restaurados. Todo este conglomerado de arte de arte y belleza se encuentra bajo una bóveda de cañón corrido y por la única cúpula eclesial de todo el Colca. Hay que reconocer los buenos resultados del trabajo de la AECI (AGENCIA ESPAÑOLA DE COOPERACION INTERNACIONAL) en esta zona.

IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.
IGLESIA DE LARI. AREQUIPA-PERU.

Era hora de continuar el viaje. Pero el bus que nos había traído, y que había continuado viaje hasta MADRIGAL (pueblo que era su última parada), volvería a pasar por LARI (rumbo a CHIVAY) a la 1 y 30 de la tarde aproximadamente. Eso significaba esperar al menos más de 2 horas en Lari y la verdad es que no teníamos muchas ganas de ello pues ya no había más que ver en el pueblo. Así que nuestra única (y mejor) opción era caminar, es decir, descender desde Lari hacia el río Colca, a través de los caminos que descienden por las laderas del cañón, cruzar el río y ascender hacia MACA. Y eso fue lo que hicimos. 

Hay que ir al cementerio de Lari, muy cercano de la plaza, pues detrás es de donde parte el camino en descenso que nos lleva hasta las profundidades del cañón, que a estas alturas todavía no es tan profundo. La caminata nos llevó unos 30 minutos de pura bajada, y 20 más de subida, así que en casi 1 hora estuvimos por fin en… 

En LARI señalando hacia nuesteo desntino: MACA
Iniciando el descenso hacia el río Colca desde LARI.

Yanque : más allá del cliché

martes, 1 de julio de 2014




Cuando los buses repletos de turistas llegan a YANQUE en las mañanas suelen ser recibidos por una especie de mercado ambulante en la plaza del pueblo. En el medio, un grupo de chiquillas, preciosamente vestidas con esos ropajes multicolores tan típicos del Colca, bailan el WITITI, danza que repiten todos los días para beneplácito de los visitantes. Hay apenas tiempo para ver, con el detenimiento que se merece, la extraordinaria portada la iglesia (que con su ornamentación de relieves en la que se mezclan frutos, flores, prelados y santos, casi cubre toda la fachada), alguna callecita o a veces ni eso. El visitante se queda en la plaza y es todo lo que ve de Yanque. No problem. Las premuras del turismo son comprensibles y todos tienen derecho a conocer un lugar del modo que más le convenga. 
 
YANQUE. AREQUIPA - PERU.
YANQUE. AREQUIPA - PERU.
 Nosotros llegamos algo tarde y como a esa hora no hay bus turístico alguno que arribe (pues todos van muy temprano para cumplir con su cita con el puntual cóndor que sale a planear sobre el vacío del cañón y deja a la gente ojiplática) no había ni mercadito, ni niñas bailando… sino más bien una tranquilidad absoluta que envolvía al amodorrado pueblo. En ese sentido Yanque es más tranquilo que Chivay, de hecho creo que sería bueno pernoctar allí y tomarlo como “base” para recorrer el cañón, aunque no sé si en la mañana la masiva llegada de turistas alterará un poco esa calma.

YANQUE. AREQUIPA - PERU.
YANQUE. AREQUIPA - PERU.
YANQUE. AREQUIPA - PERU.
YANQUE. AREQUIPA - PERU.
 Como dijimos en la entrada anterior, aprovecharíamos las horas del día que nos dejó nuestra visita a los pueblos de CALLALLI y SIBAYO, y volveríamos a partir, siempre desde CHIVAY, nuestra “base de operaciones”, hacia el famoso Yanque en busca de sus rincones menos visitados, aquellos a los que normalmente no se llega por que en los itinerarios turísticos se le da al pueblo pocos minutos de visita, como ya contamos, algo que no es muy justo pues este lugar tiene cosas interesantes que ofrecer y nos referimos, sobre todo, a la que está en el otro margen del río, porque sí, Yanque es el único pueblo que esparce su territorio en ambas márgenes del Colca.
YANQUE. AREQUIPA - PERU.

Eran casi las 5 de la tarde, ya hacía algo de frío y un sol de luz delicada teñía cada rincón de la bonita plaza. Antes de que nos quedáramos completamente sin esa suave iluminación nos fuimos hacia el río y cruzamos al otro margen a través del PUENTE SIFON, mirando abajo al célebre río Colca. El espacio entre ambas márgenes todavía no es tan profundo y las pendientes verticales no se ven tan amenazadoras: de hecho fueron usados en tiempos precolombinos para colocar allí almacenes. Si miras atentamente debajo del puente verás un conjunto de construcciones de piedra (colcas) al que se llama los ALMACENES DE CHINANI. Por un momento me hizo recordar (salvando las distancias) a los Palacios Acantilado de los Anasazi en los Estados Unidos. 
 
YANQUE. AREQUIPA - PERU.

Callalli y Sibayo: tesoros secretos del Colca

domingo, 15 de junio de 2014



Como ya dijimos en nuestra entrada anterior, queríamos adentrarnos por el Cañón del Colca pero alejándonos de las rutas típicas que se dan sobre todo en la orilla sur (por decirlo de algún modo) donde se ubican pueblos como YANQUE, MACA, o el archiconocido MIRADOR DEL CÓNDOR; esto no quiere decir que nos hayamos estado también por esa zona, no, porque inevitablemente teníamos que llegar por allí en busca de ese transporte que es tan escaso en la orilla norte, que es donde mayormente anduvimos. Pero de eso ya se enterarán conforme avance el relato de este viaje.  

VALLE DEL COLCA. AREQUIPA - PERU
Antes de entrar en el mismo cañón decidimos ir a contracorriente, y dirigirnos hacia el extremo norte, como quien va hacia las mismas fuentes del río Colca (la ruta turística va hacia el sur – oeste, siguiendo el descenso del río hacia la costa) para acercarnos a una zona todavía menos visitada en esta parte del Perú: los pueblos de SIBAYO y CALLALLI. A esa zona se puede llegar en una de las combis que salen desde el mercado de CHIVAY (ver DATOS UTILES abajo). Sibayo es el primer pueblo que se encuentra en la ruta, por lo que allí se baja casi toda la gente, pero nosotros decidimos continuar hasta el final, es decir Callalli, distante a 10 minutos, en combi, y luego acercarnos hasta Sibayo. 


La carretera desde Chivay es afirmada y está rodeada de unos paisajes alucinantes de profundos cañones y grandes cerros en cuyas laderas penden, como pruebas maravillosas del ingenio del hombre andino, fértiles andenes, y más arriba, en lo alto, los afilados picos parecen morder el cielo. 


CALLALLI

Este pueblo tiene una plaza al que parecen cuidar mucho: es limpia, ordenada y en ella se está muy a gusto. Lo principal aquí es la iglesia de San Antonio de Padua, que por su apariencia externa nos hizo recordar un poco a la de Chivay, además está muy bien conservada. Por dentro es más bien modesta.

CALLALLI. AREQUIPA - PERU
CALLALLI. AREQUIPA - PERU
CALLALLI. AREQUIPA - PERU

Quizás al pueblo le falte un poco de encanto y color, pero la naturaleza le ha dado imágenes monumentales: si uno eleva la mirada desde cualquiera de sus rincones verá, sobre la cima de los cerros que le rodean, gigantescas formaciones de piedra a los que conocen como LOS CASTILLOS, entre ellas la que más resalta es la Fortaleza (se supone que es la formación rocosa más alta de todo Arequipa). Desde el mismo pueblo sale un camino que asciende hasta las dichas formaciones. Era nuestra intención ir pero aquel día el sol quemaba como nunca y con solo caminar por las calles de Callalli nos fulminó, así que tuvimos que contentarnos con mirar a los colosos de piedra desde abajo, como enanos observando al pétreo Polifemo que vigila al pueblo.

CALLALLI. AREQUIPA - PERU
CALLALLI. AREQUIPA - PERU
CALLALLI. AREQUIPA - PERU

Andando por lo que sería la calle principal del lugar vimos a una señora y un hombre atando a unas alpacas por las patas y poniendo a estos animales en la tolva de un camión. Les pregunté si los llevaban para trasquilarlos y me dijeron (medio avergonzados) que no, que eran para comer. La carne de dicho auquénido es muy utilizado en esta zona como plato típico; yo he comido esta carne en Puno y debo decir que me encantó, así que anímense viajeros. 

CALLALLI. AREQUIPA - PERU
CALLALLI. AREQUIPA - PERU

Chivay en multicolor: Danza la raza

sábado, 7 de junio de 2014



 Tuvimos suerte. No podíamos haber llegado en un momento mejor a CHIVAY. Pillamos el último día de celebración de la fiesta de la Inmaculada Concepción por lo que nos recibió todo un vendaval de colores y música en todas la esquinas del pueblo. Un modo nuevo de ver el sitio ya que la imagen que siempre me acompaña de Chivay (mal que bien) es el de un pueblo muy comercial, orientado a los servicios, pero felizmente que todo ese impulso económico no hecho mucha mella en las tradiciones, así que este era un buen modo de recordarlo. 

CHIVAY. AREQUIPA - PERU.
CHIVAY. AREQUIPA - PERU.
CHIVAY. AREQUIPA - PERU.

Como recuerdan los (improbables) lectores de este blog, habíamos estado por AREQUIPA y sus alrededores así que era inevitable que el famoso CAÑON DEL COLCA no estuviera en nuestros planes. Ya lo habíamos conocido antes con el típico tour que incluye niños bailando en Yanque a la hora exacta en que llega cada bus turístico y cóndores que con puntualidad británica sobrevuelan los cielos andinos, pero esta vez queríamos ir por nuestra cuenta y explorar esos pueblitos menos conocidos y visitados de tan majestuoso lugar. Así que si aquí va nuestra “crónica” con recomendaciones para que los viajeros que lo deseen disfruten también de esos bonitos sitios.

Desde Arequipa partimos en un bus de la Empresa Reyna (VER DATOS UTILES abajo), aparentemente la mejor de cuantos hacen la ruta. Como siempre el bus va a toda velocidad. Ya he dicho que es célebre (y odioso) el placer suicida que tienen en Perú de conducir a lo bestia. Una vez en las alturas empiezan a ir más despacio por lo que puedes ver tranquilamente a todas esas melenudas llamitas y gráciles vicuñas adornando el paisaje lunático y alucinante de las pampas andinas. Recuerdo que la primera vez que estuve por el Colca bajé en bici desde PATAMPAMPA, la parte más alta de la ruta, hasta el mismo CHIVAY y créanme, fue, junto a lo de kayak que hice en el Titicaca, de las experiencias más adrenalínicas que, hasta ahora, he hecho.

 Esperábamos a que la gente de AUTOCOLCA subiera al bus a cobrarnos el “boleto turístico” una vez el bus llegara a la entrada de Chivay pero no subió nadie, por lo que imaginábamos que eso se tenía que hacer en el terminal de bus. Una vez llegamos allí tampoco subió nadie ni vimos persona alguna cobrando la entrada, buscamos una oficina donde se tenga que pagar eso y tampoco encontramos nada. En fin, luego deduciríamos que a nuestro bus nadie lo controló porque quien estuviese encargado en ese momento no estaba en su puesto… el poder de atracción que tiene una fiesta en el pueblo, ya ves… No voy a negar que fue un buen ahorro no pagar el ticket puesto que un extranjero debe abonar 70 soles y un peruano la mitad lo cual es un precio excesivo y del que no te puedes librar así te quedes solo un día…

Caminamos hacia la plaza mientras escuchábamos los cohetes estirando su sonido de estruendo por todo el valle hasta que nos encontramos con toda la celebración… y nosotros encantados, ¡claro! Fuimos rápido a dejar las mochilas al hotel más cercano que hubiese a la plaza y así encontramos el COLCA TERRA (ver DATOS UTILES abajo). Dejamos los bártulos allí y regresamos disparados a la plaza a ver la fiesta.

CHIVAY. AREQUIPA - PERU.

CHIVAY. AREQUIPA - PERU.

CHIVAY. AREQUIPA - PERU.
CHIVAY. AREQUIPA - PERU.
CHIVAY. AREQUIPA - PERU.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...